La relajación mental

Vamos hacer un viaje con la imaginación. Primero nos vamos a relajarnos físicamente. Si no sabes cómo hacerlo ve algún artículo de cómo relajarse dentro de este blog en el que te explico cómo hacerlo y adelante.

Una vez que estamos relajados vamos a irnos de vacaciones y para ello tenemos que decidir dónde nos vamos a ir. Antes de empezar tenemos que saber dónde nos queremos ir en este viaje mental que vamos a disfrutar y mucho.

Podemos buscar fotografías del lugar dónde nos gustaría ir o consultar por internet y ver los sitios con fotografías de los lugares extraordinarios dónde nos vamos a sentir tranquilos y en perfecto estado de relajación mental.

Puede ser que hayamos decidido irnos de vacaciones a un lugar dónde el sol sea una constante y dónde nos vayamos a sentir perfectamente. Un lugar dónde no hay prisas. Nos podemos imaginar la arena de la playa y el mar. El sonido del mar y cómo los rayos solares nos tocan delicadamente y nos relajan. Nos sentimos perfectamente bien, tranquilos y relajados.

Si es así disfruta del momento y añádele todo lo que quieras. Da rienda suelta a tu imaginación y déjate llevar por tus sensaciones. Quizás te encuentres con sorpresas agradables.

Puedes experimentar diferentes sensaciones

Puedes subir a un barco e imaginar como vas por el mar y notas la brisa marina en tu cara. Dale rienda suelta a tu imaginación. Siéntete libre y tu estado mental se relajará de manera inmediata reduciendo tu estrés .

La relajación mental es fundamental para tu vida.

Si estás nervioso ante la idea de navegar en el océano, o si quieres que te mimen, un crucero grande debe ser tu elección. Estos buques contienen sus propias piscinas, spas, restaurantes, pistas de baile, y mucho más.

Sigue imaginando esta y otras aventuras. La relajación te será de mucha utilidad y te servirá para reducir tu estrés de forma drástica y empezarás a tomar poco a poco rienda de tu vida.

La relajación la puedes practicar una, dos ,tres veces por día. Pero con una vez es más que suficiente cuando lo hagas bien.

Si en algún otro momento del día la necesitas, podrás echar mano de ella y se rendirá a tus exigencias, pero debes practicarla para que tenga efectos sobre ti.

Además estas desarrollando esa parte de tu cerebro que suele estar más inactiva. Tu hemisferio cerebral derecho. Es importante que consigamos que ambos hemisferios se interconecten de forma coordinada. Hablaremos más adelante del tema.

Practica la relajación mental-

Feliz día.

Cándido Pascual

 


Leave a Reply