La depresión puede hacer que subas peso

Todos hemos estado con un estado de ánimo bajo, pero la depresión es un decaimiento del estado de ánimo a lo largo del tiempo que produce un sentimiento de malestar tanto físico como psicológico.

Las personas que están pasando o estáis pasando por este proceso normalmente viene aparejado con un incremento del peso la mayor parte de las veces provocado por la medicación y un cambio en la alimentación.

Es importante no olvidar la dieta

Seguir comiendo de una forma equilibrada para ayudar a nuestro metabolismo para no engordar.

La depresión se dice que es una de las más severas condiciones de vida para sobrevivir debido al estado de ánimo y la capacidad de lucha para seguir adelante. Por eso es tan importante la ayuda que tengáis como personas. Esto es fundamental. 

Cuando se produce un grado de estrés alto a lo largo del tiempo la hormona cortisol segregada por las glándulas suprarrenales es secretada de manera constante sobre la sangre produciendo fatiga y menos ganas de hacer las cosas de la vida.

También se inhiben muchas funciones normales en el cuerpo como la reparación, renovación de tejidos debido a la situación de emergencia constante que indica que esta hormona esta trabajando en demasia debido a los altos grados de estrés, tristeza o presión soportados por la persona.

La hormona cortisol es buena para una situación de emergencia porque nos prepara para reaccionar en un momento dado, pero si esta se mantiene en el tiempo empieza a tener sus efectos sobre nuestro organismo.

La serotonina es otro elemento a tener en cuenta. Es el elemento del cerebro por excelencia. Comer hidratos de carbono ayuda a desarrollar los niveles de serotonina y explica el consumo o el deseo de comer estos alimentos en ocasiones. Por lo tanto incluir hidratos de carbono de secrección lenta  en la alimentación como avena, pan integral, legumbre.

También es bueno el consumo de alimentos como nueces, tomates , brócoli. Incluir ensaladas y verduras adecuadas.

El pescado debe consumirse al menos dos veces por semana.

De lo que se trata es proteger a nuestro cerebro de múltiples formas. Ayudando con los alimentos a través del torrente sanguíneo por el que le lleguen los alimentos para que quede perfectamente nutrido, mientras te estas empezando a recuperar de una forma más rápida por hacer lo que debes.

Si tienes una depresión leve o moderada te vendría bien ejercicio moderado.

Todas estas cosas te ayudarán no sólo para que no te suba el peso o sea más leve la subida y para que poco a poco empieces a sentirte mejor. No olvides que tu cuerpo esta deseando manifestar la vida que tienes dentro de ti. Ayúdate un poco y la vida hará el resto. Y la depresión será un recuerdo

Feliz día amiga/o.

Cándido Pascual


Leave a Reply